Identidad corporativa

Suele ser la primera piedra de un proyecto: ¿cómo me llamo? ¿cómo soy? ¿qué aspecto tengo? ¿cómo podrán reconocerme?

También es un comienzo necesario para una etapa de renovación, si ves que lo que tienes ya no te resulta cómodo, ha quedado anticuado, o no representa los nuevos valores que tienes.

Y es sobre todo el primer contacto visual con tu cliente a través de una tarjeta que le dejas, un folleto, una promoción… Deja que te conozca descendiendo desde lo genérico de los colores al detalle de las formas del logo, el nombre, el eslogan corporativo y el tipo de letra. Todo transmite, todo comunica… ¿pero comunica lo que quieres?

Naming
Fotografía corporativa
Imagen corporativa: logotipo, libro de estilo, papelería