Dudoso trasfondo legal de la principal fuente de ingresos de la SGAE

150 150 Prestigia

Este martes 18 de mayo, tuvo lugar en Madrid la asamblea general de la SGAE (Sociedad General de Autores y Editores), en la cual fueron aprobadas las cuentas anuales del año 2009, en las que a pesar de la situación de crisis económica generalizada, la entidad repartió entre sus socios 345,5 millones de euros.

El dato que más llama la atención es que por primera vez, los ingresos sociales por  el cobro de los derechos por copia privada, también conocido como canon digital, ha superado a los ingresos por derechos de autor generados por  la venta de discos como la primera vía de ingresos para la SGAE.

Descargas

Este hecho no llamaría la atención si  no fuera porque la abogada general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, Verica Trstenjak dictaminó que la aplicación de dicho canon es ilegal e incompatible con la legislación comunitaria porque grava indiscriminadamente a todos los equipos y soportes sin considerar cuáles “presumiblemente” van a emplearse para hacer copias privadas.

La industria discográfica aduce las pérdidas millonarias que está experimentando durante los últimos años al gran auge de las plataformas para descargas gratuitas. Es por ello que están intentando llevar a juicio al mayor número de webs de enlaces y plataformas de descargas, acusándolas de robo.

A pesar del hecho de que estas plataformas permitan la obtención de los archivos de forma gratuita, los internautas consideran que tener acceso gratuito a la música es un factor más, pero no es ni si quiera el más importante; lo que realmente valoran es la posibilidad que da internet de acceder libremente a canciones y grupos, cuestión que no consiguen a partir de las ofertas de las discográficas.

Las nuevas alternativas legales que propone la industria son entre otras: iTunes y Spotify . ¿Crees que estas alternativas acabarán con la piratería? ¿O crees que sus precios, aún abusivos para muchos (0,99€ la canción en iTunes y 9,99€/mes de la suscripción Premium en Spotify) teniendo en cuenta la reducción de costes variables (cd’s, impresión de carátulas, cajas, transporte, etc.), siguen siendo la excusa perfecta  para que las descargas gratuitas  funcionen a pleno rendimiento (webs de enlaces, p2p)?

3 comentarios
  • Sergi

    Tarde o temprano la SGAE deberá cesar en su recaudación, pero no pasará hasta que desde bruselas le cante las 40 al gobierno de este país, como siempre.
    La piratería siempre existirá, ese no es el problema, el problema recae en un sector desactualizado con los tiempos que corren. iTunes y Spotify son un claro ejemplo que intentan poner rumbo al sector, con precios todavía elevados, pero que se está viendo que el sistema gusta y funciona entre los usuarios.
    Un saludo

  • Alejo

    Hola!

    Pues yo creo que hasta que no se baje el precio de las alternativas legales no se solucionará el problema. Es un problema de total falta de adaptación a los nuevos tiempos, de una muy pobre visión del mercado. Este artículo lo explica bastante bien: http://www.enriquedans.com/2009/12/el-cierre-de-napster-diez-anos-despues.html

    Además, sé de muchos artistas que forman parte de la SGAE y están muy descontentos con su funcionamiento, ya que pagan más que reciben. Allí sólo viven (y de maravilla!) los 4 que controlan el tinglado: http://www.enriquedans.com/2010/05/manana-18-de-mayo-asamblea-general-de-la-sgae-las-propuestas-de-los-socios-sin-derecho-a-voto.html

  • Alejandra

    ¡Hola Sergi Y Alejo!

    Muchas gracias por dar vuestra opinión en relación con mi post sobre las descargas gratuitas en Internet, y por los links adjuntados. Son muy interesantes los posts del Blog de Enrique Dans.

    Es necesario encontrar un punto intermedio en el que todos los agentes que se ven afectados (industría, artistas, consumidores, etc) salgan lo más beneficiados posible, teniendo en cuenta siempre las necesidades de la sociedad y su evolución, y las nuevas formas de consumo.

    Saludos!

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.