velocidad de carga web

Razones para optimizar la velocidad de carga de tu página web

1024 688 Prestigia

¿Esperaríais más de 10 segundos a que una web se carga? No hace falta que respondáis, ya sabemos la respuesta: NO. A menudo no le damos a la velocidad de carga de nuestra página web la importancia que realmente tiene.

Vivimos en un mundo donde el tiempo es oro. Cuando la gente busca algo en Internet, compra, consulta las redes sociales o envía un email quiere inmediatez. Es decir, nos hemos acostumbrado tanto a la rapidez que no estamos dispuestos a perder ni un segundo. Por eso, no es de extrañar que más de la mitad de los usuarios que acceden a Internet a través de dispositivos móviles (53%) abandonen una web si ésta no ha cargado en 3 segundos.

¿Por qué es importante la velocidad de carga de tu web?

Controlar la velocidad de carga de tu web te permitirá mejorar en muchos aspectos de la misma, no sólo desde un punto de vista técnico sino también en relación a tus objetivos de marketing y ventas. Por eso, debes tener en cuenta que…

  1. Mejora el posicionamiento en Google. El todopoderoso Google marca las reglas del juego en Internet. Y la velocidad de carga es uno de los parámetros que tiene en cuenta su algoritmo. Por lo tanto, si tu web es rauda y veloz como el viento, tendrás más oportunidad de aparecer más arriba en los resultados de búsqueda. Obviamente, tu posicionamiento web no dependerá únicamente del tiempo que tarde la web en cargar pero sí es un factor de peso.
  2. Un tiempo de carga excesivo entorpece una buena experiencia de usuario. Fernando Graells nos contaba que “en usabilidad hay que ponerse en la cabeza del usuario”. Si tienes un diseño maravilloso pero tu web es muuuuuuuuy lenta, el usuario se marchará sin una experiencia fantástica.
  3. En línea al punto anterior, si el usuario no tiene una buena experiencia y la velocidad de carga es lenta, aumenta la tasa de rebote. Lo comentábamos al principio de este artículo, el usuario no quiere esperar para encontrar lo que busca o realizar una conversión. Si se cansa de esperar, no solo se marchará de tu web sino que aumentará el porcentaje de usuarios que abandonarán tu web y dejarán de visitas otras páginas.
  4. Disminuye la conversión y el ROI en un comercio electrónico: si tienes un comercio online, los riesgos se incrementan cuanto peor sea la velocidad de carga. Imagínate que alguien está en tu e-commerce intentando comprar un producto pero la web no carga y lleva más de 10 segundos esperando…O desea tu producto y servicio más que nada en el mundo o acabará por marcharse sin realizar la compra.

Descubre el tiempo de carga

En realidad, lo importante en sí no es conocer los segundos que tarda en cargar sino qué factores están ralentizando la web.

Para medir la velocidad de carga de tu web o e-commerce existen miles de páginas que permiten hacerlo. Incluso Google dispone de PageSpeed Insights, una herramienta que analiza el rendimiento web y ofrece consejos de mejora.

¿Cómo mejorar la velocidad de carga de tu web?

Descubrir por qué una web es lenta requiere un análisis y estudio. Sin embargo, hay algunos consejos que podrán ayudarte a mantener una velocidad de carga óptima en tu página web.

  • Huye de hostings baratos. Si estás creando una web o blog busca un servidor de calidad. A menudo, lo barato sale caro y muchos hostings baratos suelen tener servidores compartidos por diversas páginas web. Piénsalo bien, si tu web está alojada en un servidor con otro centenar de páginas…¡es obvio que será más lenta!
  • Comprime las imágenes: Tengas un blog, una web o un comercio electrónico, seguro que usas imágenes. Una única imagen no afectará a la velocidad de carga de tu web pero sí centenares de imágenes. Por eso, utiliza algún programa para reducir su tamaño y peso, eso te ayudará a que tu web sea más rápida.
  • Plugins para reducir velocidad de carga: Tener muchos plugins instalados también afecta a la velocidad así que mantenlos actualizados y desactiva y desinstala los que no utilices. Por otra parte, también existen plugins que mejoran el tiempo de carga.
  • Limpieza del código de una web. El código de una web pesa mucho más que el texto. Por lo tanto, igual que hacemos con las imágenes, es recomendable comprimir el código CSS y el Javascript. Así contribuirás a incrementar la velocidad de carga de tu web y mejorar la experiencia de usuario.

Si has llegado hasta aquí es porque te preocupa la velocidad de carga de tu web o quieres mejorar. Si es así, no pierdas más tiempo y empieza a analizar y poner en práctica los consejos que te hemos ofrecido desde Prestigia.

1 comentario

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.